martes, 13 de junio de 2017

DE POEMAS Y POETAS: TE DESEO


POEMA: TE DESEO. 
AUTOR: VÍCTOR HUGO.

Te deseo primero que ames,
y que amando, también seas amado.
Y que, de no ser así, seas breve en olvidar
y que después de olvidar, no guardes rencores.
Deseo, pues, que no sea así, pero que sí es,
sepas ser sin desesperar.

Te deseo también que tengas amigos,
y que, incluso malos e inconsecuentes
sean valientes y fieles, y que por lo menos
haya uno en quien confiar sin dudar.

Y porque la vida es así,
te deseo también que tengas enemigos.
Ni muchos ni pocos, en la medida exacta,
para que, algunas veces, te cuestiones
tus propias certezas. Y que entre ellos,
haya por lo menos uno que sea justo,
para que no te sientas demasiado seguro.

Te deseo además que seas útil,
más no insustituible.
Y que en los momentos malos,
cuando no quede más nada,
esa utilidad sea suficiente
para mantenerte en pie.

Igualmente, te deseo que seas tolerante,
no con los que se equivocan poco,
porque eso es fácil, sino con los que
se equivocan mucho e irremediablemente,
y que haciendo buen uso de esa tolerancia,
sirvas de ejemplo a otros.

Te deseo que siendo joven no
madures demasiado de prisa,
y que ya maduro, no insistas en rejuvenecer,
y que siendo viejo no te dediques al desespero.
Porque cada edad tiene su placer
y su dolor y es necesario dejar
que fluyan entre nosotros.

Te deseo de paso que seas triste.
No todo el año, sino apenas un día.
Pero que en ese día descubras
que la risa diaria es buena, que la risa
habitual es sosa y la risa constante es malsana.

Te deseo que descubras,
con urgencia máxima, por encima
y a pesar de todo, que existen,
y que te rodean, seres oprimidos,
tratados con injusticia y personas infelices.

Te deseo que acaricies un perro,
alimentes a un pájaro y oigas a un jilguero
erguir triunfante su canto matinal,
porque de esta manera,
sentirás bien por nada.

Deseo también que plantes una semilla,
por más minúscula que sea, y la
acompañes en su crecimiento,
para que descubras de cuantas vidas
está hecho un árbol.

Te deseo, además, que tengas dinero,
porque es necesario ser práctico,
Y que por lo menos una vez
por año pongas algo de ese dinero
frente a ti y digas: “Esto es mío”.
sólo para que quede claro
quién es el dueño de quién.

Te deseo también que ninguno
de tus defectos muera, pero que si
muere alguno, puedas llorar
sin lamentarte y sufrir sin sentirte culpable.

Te deseo por fin que, siendo hombre,
tengas una buena mujer, y que siendo
mujer, tengas un buen hombre,
mañana y al día siguiente, y que cuando
estén exhaustos y sonrientes,
hablen sobre amor para recomenzar.
Si todas estas cosas llegaran a pasar,
no tengo más nada que desearte.


martes, 16 de mayo de 2017

HELENA




Autor: Paulina Vieitez.
Título original: Helena.
Género/temática: Novela.
Año de publicación: 2017.
Páginas: 256.

SINOPSIS

En el auge de su madurez, Helena Artigas busca cumplir su más grande sueño: obtener un doctorado. Para ello debe viajar a Madrid a cursar el último semestre en la Universidad Complutense. A pesar de la resistencia familiar, está decidida a lograrlo. Durante la travesía, los objetos más preciados que posee caerán en manos de un extraño. Poco se imagina que ese contratiempo será el inicio de un viaje no sólo a otro país, sino a lo más íntimo y auténtico de su ser y sus anhelos. Tal vez el pasado que lleva a cuestas la confronte; quizás el futuro se le brinde prometedor... hasta que el tiempo alcance.

MI OPINIÓN

"Quiero ser antes que nada Helena". (Helena, fragmento, p. 24).

¡Wow! ¡Qué historia! Me encuentro gratamente sorprendida con esta novela. Con pocas historias me sucede "que se me cae la quijada" del asombro, y con Helena me sucedió; varias veces. 

Todo en este libro te invita a leerlo; desde su exquisita portada, su poderoso título, la frase en su cubierta, su sinopsis, su primera línea. Desde el inicio sabes que es de esas historias que vas a disfrutar. Comienzas, y empiezas a encontrarte con reflexiones profundas, con frases que te afectan, que deseas subrayar, memorizar, que deseas se queden en ti.

La estructura del libro funciona muy bien. Y es así como en tres actos, un interludio, intercambio de correos electrónicos, narraciones en primera y tercera persona, conocemos a Helena, una mujer de mediana edad, madre, esposa, hija, amiga, que ha llegado al punto de su vida en que desea redescubrirse. ¿Dónde quedó la Helena previa a todas estas etiquetas? Esa Helena, la de antes, tenía sueños, anhelos. ¿Los alcanzó?

"Cómo hacerlos entender que esto no es egoísmo mío, que es supervivencia, que no podía permitirme más ese ´vivir a medias´que me estaba provocando tanto daño". (Helena, fragmento, p. 17). 

Helena Artigas tiene un sueño; un sueño que ha permanecido guardado en un pequeño cajón de su hoy empolvado baúl. Sin ser una decisión fácil, Helena desempolva el baúl, abre el cajón y retoma su sueño: estudiará ese doctorado que desde hace mucho tiempo la llama. A pesar de contar con obstáculos, principalmente impuestos por su esposo, familiares y amigas, sus hijos y su espíritu la alientan y comienza su aventura. Dicen que las cosas correctas se sienten bien, y así se siente Helena desde que llega a Madrid y conoce el pequeño cuarto que será su refugio en los meses que durará su estudio. 

Como si el destino quisiera aliarse con Lucio - su marido, Helena descubre que el baúl que tiene consigo en su departamento madrileño, no es de ella, pertenece a otra persona. Afortunadamente el baúl tiene un correo electrónico y Helena escribe para hacerle saber a esta persona de la confusión de baúles. Y así, entra a nuestras vidas Marc Lanley y su historia. Un hombre maduro, atractivo, con un oficio inusual y aventurado. Un hombre con un pasado doloroso y una soledad que no lo abandona. Entonces, sólo quizá, el destino no es un aliado de Lucio y prepara terreno para una nueva historia. Quizá.

Helena desespera, pues además de su ropa, su baúl contiene sus diarios personales, sus documentos para el doctorado y las cartas que le escribieron su marido y sus hijos; cartas que guardó cerradas, para leerlas en su destino final. Pero ahora no las tiene y le inquieta que el hombre que tiene su baúl invada su privacidad. Ambos deberán confiar, ya que el contenido del baúl de Marc es también valioso.

Mientras Helena y Marc siguen intercambiando correos y llamadas telefónicas para realizar el cambio de baúles, Helena avanza en su doctorado, se mantiene en contacto con sus hijos, hace nuevos amigos; pero también recuerda y evalúa su pasado. Un enfrentamiento telefónico con Lucio le presenta un nuevo obstáculo. Lucio, el machista, el poderoso, el inconforme, le arroja un ultimátum. Helena, se tambalea, tiene miedo; pero toma una decisión y entonces, se siente libre. 

"Sentiré que por fin empiezo a viajar ligera: mi vida no pesará más. El futuro es hoy, hasta que el tiempo alcance". (Helena, fragmento, p. 239). 

¡Bravo Helena! Le aplaudimos su valor, su determinación, sus ganas de que las cosas cambien. Y entonces... un final sorprendente, inesperado. Un párrafo final aterrador, una entrevista y un pequeño epílogo dan la última vuelta a la tuerca para cerrar esta increíble historia. 

Gracias Paulina Vieitez por Helena, por la forma en que nos presentas una de las realidades tan delicadas que se viven en México. Gracias por crear a esta protagonista con las inquietudes y cuestionamientos que muchas veces nos planteamos las mujeres y que en muchas ocasiones guardamos en nuestro baúl, sin nunca exteriorizar. Gracias por el final tan impactante que se queda retumbando en nuestra mente y que nos invita a plantearnos muchas interrogantes.

Amigos lectores les recomiendo ampliamente leer Helena, una novela que te hechiza desde su inicio. Dicen que las buenas historias te afectan y se quedan contigo; sin lugar a dudas, Helena es una de ellas. 

VALORACIÓN

ACERCA DEL AUTOR

Paulina Vieitez es comunicóloga con especialidad en periodismo. Creadora de Círculo Sanborn's, programa de lealtad y fomento a la lectura. 

Helena es su primera novela. 


viernes, 12 de mayo de 2017

DE POEMAS Y POETAS: NO TE RINDAS


POEMA: NO TE RINDAS.
AUTOR: MARIO BENEDETTI.



No te rindas, aún estás a tiempo
de alcanzar y comenzar de nuevo,
aceptar tus sombras,
enterrar tus miedos,
liberar el lastre,
retomar el vuelo.

No te rindas que la vida es eso,
continuar el viaje,
perseguir tus sueños,
destrabar el tiempo,
correr los escombros,
y destapar el cielo.

No te rindas, por favor no cedas,
aunque el frío queme,
aunque el miedo muerda,
aunque el sol se esconda,
y se calle el viento,
aún hay fuego en tu alma
aún hay vida en tus sueños.

Porque la vida es tuya y tuyo también el deseo
porque lo has querido y porque te quiero
porque existe el vino y el amor, es cierto.
Porque no hay heridas que no cure el tiempo.

Abrir las puertas,
quitar los cerrojos,
abandonar las murallas que te protegieron,
vivir la vida y aceptar el reto,
recuperar la risa,
ensayar un canto,
bajar la guardia y extender las manos
desplegar las alas
e intentar de nuevo,
celebrar la vida y retomar los cielos.

No te rindas, por favor no cedas,
aunque el frío queme,
aunque el miedo muerda,
aunque el sol se ponga y se calle el viento,
aún hay fuego en tu alma,
aún hay vida en tus sueños
porque cada día es un comienzo nuevo,
porque esta es la hora y el mejor momento.
Porque no estás solo, porque yo te quiero.



domingo, 23 de abril de 2017

¡FELIZ DÍA DEL LIBRO! - 23 DE ABRIL DE 2017



Cada 23 de abril, desde 1996, se celebra en diversos países, el Día Internacional del Libro. Durante todo el mes, se realizan festivales, maratones, intercambio de libros, representaciones; un sin fin de actividades para festejar. 
 
Tengo tiempo ya de interesarme en conocer autores antiguos y leer su obra. Este año, para celebrar este día del libro, compré para mi biblioteca personal, los 2 tomos que conforman la novela de Madame Cottin: Matilde o La historia de las cruzadas. Uno de los tomos es de 1852, y el otro de 1853. Unas verdaderas joyas que tuve la fortuna de encontrar en una tienda de antigüedades de la ciudad de Querétaro. Les comparto fotos:
 


En esa misma ciudad, me encontré con una feria del libro; cientos y cientos de libros para escoger, y a mí me llamaron estos 4 que aparecen en la imagen abajo. Dos de ellos son de la serie de Nancy Drew, una joven mujer detective. Los libros de Nancy Drew fueron de los primeros con los que me inicié en este mágico mundo de la lectura.



 
Así como cada año, yo celebro este día leyendo. Te invito a leer. Recomiéndame un libro. Y si me lo pides, con mucho gusto, yo te recomiendo uno. 

¡Felices lecturas!


sábado, 22 de abril de 2017

HOUSE


Autor: Frank Peretti y Ted Dekker.
Título: House.
Género/temática: Novela/suspenso.
Año de publicación: 2006.
Páginas: 372.

SINOPSIS


Entra en La casa, donde te encontrarás en medio del juego mortal de un asesino en el cual la única manera de ganar es perdiendo y la única manera de salir es entrando. Un juego, siete jugadores, y tres reglas.

MI OPINIÓN

"Welcome to my house. Game over at dawn". (House, fragmento, p. 63).
 
Una historia que inicia bien, bastante bien, pero que lamentablemente va decayendo conforme transcurre la trama. En un punto los personajes se vuelven insoportables y la historia no se sostiene.
 
 
Jack y Stephanie son un matrimonio que se encuentra viajando en coche en una solitaria carretera de Alabama. Sin existir razón aparente, un oficial de policía los hace detenerse. El policía es extraño y rudo en su comportamiento; no les inspira confianza. Finalmente, el oficial les deja continuar su camino; ambos se encuentran nerviosos. Un incidente en un camino secundario, los hará abandonar su auto y buscar un lugar donde pasar la noche.
 
Se sienten muy afortunados de encontrar una casa de huéspedes, ubicada en medio de la nada y deciden entrar para dormir ahí y al día siguiente continuar su camino. Al principio, el lugar parece encontrarse desolado, pero pronto se encuentran con otra pareja, Randy y Leslie. Su coche también se averió y piensan hospedarse en esa casa. Quienes habitan la morada se presentan ante los cuatro desconocidos y comienzan a comportarse de manera extraña.
 
Los huéspedes se siente incómodos y asustados: desean irse; pero ya no les será posible. De la vieja chimenea, les llega un macabro mensaje: al ingresar a esa casa, se han convertido en participantes de un juego. Como en todo juego, hay reglas y deben cumplirlas para sobrevivir. El juego termina al amanecer.
 
Y entonces, comienzan a suceder cosas sin explicación, la casa parece cobrar vida y todos quienes se encuentran en ella inician una alocada carrera para sobrevivir y escapar. Su cordura se verá seriamente afectada y deberán luchar para lograr distinguir la ilusión de la realidad.
 
VALORACIÓN
 
 
ACERCA DEL AUTOR
 
Ted Dekker nació en Indonesia el 24 de octubre de 1962. Es conocido por sus novelas de misterio y fantasía.
Frank Peretti nació en Canadá el 13 de enero de 1951.
 
 
 

miércoles, 19 de abril de 2017

LEYENDO A HELENA



Hace unas semanas tuve la alegría de conocer a Paulina Vieitez; y al conocerla a ella, conocí a Helena.
 
Helena es una de esas poderosas novelas que te hechizan. Es de esas historias que se leen para disfrutarse, para regresarse y releer ese párrafo o esa línea que te afectó. Por que las buenas historias tienen ese efecto: te afectan y se quedan contigo.
 
La semana pasada estuve de vacaciones y conocí la hermosa ciudad de Querétaro. Entre las calles de su bello centro histórico, existen muchas tiendas de antigüedades. En una de ellas, me encontré con varios baúles apilados e inmediatamente pensé en Helena; y es que en estos momentos, Helena me acompaña. Estos son los baúles:
 
 
 
 
Mi estado actual es: leyendo a Helena. La leo y la acompaño y la conozco. Me identifico, la aplaudo, la cuestiono, la escucho. Pronto terminaré de leer las páginas de su historia y compartiré con ustedes mi reseña. Mientras tanto, la seguiré acompañando.